19 Oct. 2019 | 11:33
19 Oct. 2019 | 11:33
“Bochornoso”

Críticas a las migajas aceptadas por UPCN: Aumento del 28 % en cinco tramos

  •   |  
  • “Lo que este acuerdo está logrando es hundir a la gran mayoría del colectivo estatal por debajo de la línea de pobreza, empujando a los trabajadores y sus familias a un oprobioso nivel de subsistencia”, advirtieron desde AGAE y también desde el sindicato de viales.

    Andrés Rodríguez.
    Andrés Rodríguez.

    CAPITAL FEDERAL (ANDigital) Desde la Asociación Gremial de Abogados del Estado (AGAE), que conduce Rubén Ramos, y el Sindicato Trabajadores Viales y Afines de la República Argentina (STVyARA), encabezado por Graciela Aleñá, calificaron en forma conjunta de “bochornoso” el acuerdo alcanzado por la Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN) para el convenio marco que rige los aumentos salariales del período 2019-2020.

    “Lo que este acuerdo está logrando es hundir a la gran mayoría del colectivo estatal por debajo de la línea de pobreza, empujando a los trabajadores y sus familias a un oprobioso nivel de subsistencia”, señalaron desde AGAE y STVyARA por medio de un comunicado conjunto, a la vez que consideraron que dicho acuerdo “subestima la inteligencia de los empleados estatales”.

    El acuerdo salarial de UPCN, que conduce Andrés Rodríguez, actual secretario adjunto de la CGT, contempla un 28 % de incremento pagadero en cinco cuotas, tres a abonar durante junio (4 %); julio (7 %) y agosto (7 %) de este año, y las restantes en enero (5 %) y febrero (5 %) del año 2020.

    Además incluye una cláusula de revisión en noviembre: “un artilugio para darle cierta consistencia al anuncio pero que siempre termina en el otorgamiento de una mínima suma no remunerativa, como viene sucediendo en los últimos tiempos”, cuestionaron.

    “Cualquier persona puede advertir que si la inflación acumulada durante el primer cuatrimestre de este año alcanza ya al 14,8 %, la proyección para este año supera largamente ese techo del 28 % fijado, con su habitual insensibilidad, por las autoridades gubernamentales”, explicaron, recordando también que “en el último período interanual los salarios estatales experimentaron un pérdida que superó el nivel confiscatorio del 30 por ciento”.

    “Las organizaciones sindicales no son un fin en sí mismo, sino un medio para alcanzar objetivos deseables: en este caso, para defender los intereses de los asalariados”, sentenció Ramos. (ANDigital)

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales