19 Sep. 2020 | 09:31
19 Sep. 2020 | 09:31
Piden la intervención del Gobierno

Inquietud en el Puerto de Buenos Aires: Hay 800 puestos laborales en riesgo

  •   |  
  • La Federación Marítima, Portuaria y de la Industria Naval avizora un “grave conflicto” a raíz de la falta de soluciones en torno a la prórroga de las concesiones de sus terminales, que vencen el próximo 15 de mayo.

    Denuncias por posición monopólica.
    Denuncias por posición monopólica.

    CIUDAD DE BUENOS AIRES (ANDigital) La Federación Marítima, Portuaria y de la Industria Naval de la República Argentina (FeMPINRA) expresó su preocupación ante la proximidad de un “grave conflicto” en el Puerto de Buenos Aires, a raíz de la falta de soluciones en torno a la prórroga de las concesiones de sus terminales, que vencen el próximo 15 de mayo.

    Y particularmente, el diferendo se da por la puja comercial existente entre Terminales Río de la Plata SA y Terminal 4 SA-APM Terminals, integrante del Grupo Maersk.

    “Como las autoridades conocen, esta última empresa, monopólica y de integración vertical que ha producido verdaderos desastres sociales y laborales en otros países del mundo, pretende en virtud de su posición monopólica vaciar de contenido la carga y por tanto poner en jaque la situación de más de 800 trabajadores de Terminales Río de la Plata SA, la terminal más grande en este momento en el Puerto de Buenos Aires”, señalaron a través de un comunicado titulado “El tiempo se agota”.

    El ultimátum de la FeMPINRA fue lanzado ante el vencimiento próximo de las concesiones, y tras conocerse los desvíos de cargas del grupo Maersk hacia otros puertos, “con la intención de vaciar de funciones a su competidora en Buenos Aires, haciendo uso de su posición dominante en el comercio mundial”.

    “De materializarse esa situación, el Puerto de Buenos Aires quedará en el pasado y estaremos frente a un puerto pequeño, sin la posibilidad de contener, empleos, cargas ni ser el sostén de las economías regionales”, explicaron desde la FeMPINRA, ante la posibilidad de que el puerto federal continúe funcionando con solo una terminal.

    “Los trabajadores seremos inflexibles en la defensa de las unidades productivas, como se encuentran garantizando el statu quo hasta la próxima licitación y las fuentes de trabajo. La solidaridad sindical también será un eje central que nacionalizará el conflicto. Esperamos la debida y urgente respuesta, ante los tiempos que ya se están agotando”, adelantaron desde la Federación.

    Finalmente, el nucleamiento de trabajadores marítimos, portuarios y de la industria naval expuso que “se impone que el Estado nacional, a través de los organismos competentes, utilice en el medio de esta pandemia y ante la falta de comprensión social de las empresas multinacionales en puja, la totalidad de los instrumentos normativos que tiene a su mano para garantizar el nivel de cargas y el nivel de empleo del Puerto de Buenos Aires”. (ANDigital)

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales