18 Sep. 2019 | 18:49
18 Sep. 2019 | 18:49
Opinión

Como bola sin manija

  •   |  
  • Para el autor, el “domador de reposeras y su troupe” indefectiblemente “chocaron la calesita” y ahora buscan un acuerdo nacional para diluir con la oposición la irresponsabilidad de la gestión. Otras definiciones.

    “Fueron tres años” - Tango de Juan Pablo Marín

    El domador de reposeras y su troupe. Llegaron como una tromba decididos a “terminar con 70 años de decadencia”. Decían tener la fórmula del éxito y el progreso. A decir verdad, tenían más hambre que radical del ’30 (antigua expresión popular); comenzaron con el desguace del Estado, pensando que los amigos privados harían las cosas tal como la ideología lo indica ¡Éstos sí que fueron peores que un elefante en un bazar! La liberación de las importaciones, al quitar el cepo permitió la incontable fuga de capitales, de gran importancia para la adquisición de insumos y funcionamiento de la industria local. La destructiva acción del ingreso de importados fue socavando al mercado interno con consecuencias: caída de la producción local, despidos, cierres de industrias (incluidas las grandes), desocupación y hambre en el país de la comida ¡Chocaron la calesita! ¿Cómo? ¿No eran el mejor equipo?

    La deuda. Los préstamos solicitados para sufragar gastos corrientes son una irresponsabilidad total. No obstante se continuó esperando la llegada de inversiones que no se concretaron. El mundo está vendedor hace bastante, pero acá no se percataron. Enseguida vieron el negocio de la timba financiera. Optaron por la economía de la especulación. Eso dura un suspiro, pero las secuelas años. Los pagos se aproximan, y pretenden pagarlos esperanzados en una súper cosecha. Está demostrado que no se puede vivir con una economía basada en el agro y la venta de materia prima. La deuda es impagable si el país no produce (antes lo hacía). Si los acreedores quieren cobrar de inmediato, no sería raro que pretendan hacerlo con territorios ¿Se acuerdan que acreedores quisieron quedarse con la provincia de Misiones? Sería gravísimo concretarlo, algo que Mauricio Macri y su runfla no dudarían en hacer, porque “negocios son negocios” (los personales por supuesto).

    Las mentiras. Más que un cerebro, Macri tiene una máquina de mentir. Ejemplos: el mundo nos apoya, la recesión va disminuyendo, los jubilados tienen mayor poder adquisitivo, la Justicia trabaja sin condicionamientos, hemos creado más puestos de trabajo, ¡y que le enseñaron a trabajar desde chico! Macri se ha tomado más días de vacaciones que cualquier mortal asalariado; luego de la muerte de su padre, reconoció que éste era un delincuente. Implícitamente, también que su fortuna es mal habida y que también debería devolverla.

    Pidiendo la escupidera. Él ya no inspira confianza. En las encuestas ha caído abruptamente, algo que preocupa a Cambiemos. Ya nadie presta, están haciendo todo lo posible para tratar de mantener el dólar en ese precio dilapidando reservas con el acuerdo del FMI. Todo para demostrar a los acreedores una seguridad de pago, ofrece llegar a un acuerdo con la oposición para legitimar todo lo destruido en tres años, la quiebra del país incluida. Los acuerdos se realizan al principio de una gestión, para sumar fuerzas; ahora es tarde cuando, es solo una maniobra marketinera. Son manotazos desesperados tratando de arrastrar a toda la dirigencia a compartir la irresponsabilidad de “Mau” y su troupe.

    No se descarta el fraude electoral en la transmisión de las actas vía internet. Seguimos en zona letal ¿Dónde están los dólares de los préstamos? Respuesta: los fugaron. ¿Cómo mover la economía si no hay divisas para insumos importados? Seguimos siendo un territorio tributario del poder financiero trasnacional con los cómplices de siempre: las 40 manzanas que rodean a la Casa Rosada. Estamos rodando como una bola, sin dirección ni sentido, sin manija. Una cosa es segura: hambre y miseria no van a faltar. ¡Los responsables no deben salir del país!

    * * *

    volver arriba

    Política

    Economía

    Gremiales

    Municipios

    Interés general

    Policiales y Judiciales